Cómo ser más sostenible cuando estemos al aire libre

Encontrar maneras de ser más sostenible cada día es ya un pensamiento constante en nuestras mentes. Especialmente ahora dada la actual crisis climática. Sin duda, los pequeños cambios que van desde accesorios más respetuosos con el medioambiente hasta tener una mayor concienciación personal han ayudado muchísimo. Pero ¿qué pasa cuando se trata de espacios al aire libre? ¿Cómo podemos ser más sostenibles cuando pasamos tiempo en plena naturaleza? Estos son cuatro aspectos que creemos que pueden resultar de ayuda para mejorar nuestra sostenibilidad en la vida diaria y en nuestro tiempo al aire libre.

Deja esos rincones que te encantan mejor de lo que los encontraste

Los lugares al aire libre son importantes para todos nosotros. Son lugares a los que vamos para escaparnos, respirar aire limpio e incluso algunos para trabajar. Cuando pensemos en maneras de ser sostenibles en nuestra vida diaria, empecemos por pensar en la naturaleza. Una regla de oro que podemos aplicar es dejar estos lugares mejor de lo que nos los encontramos.

En las mochilas siempre se puede llevar una bolsa de basura. Resulta muy útil, no solo para la propia basura, sino también para recoger la que hayan podido dejar los demás. Recoger la basura que veamos a nuestro alrededor durante nuestras escapadas al aire libre hará que nuestros lugares favoritos lo sean aún más.

Intenta utilizar accesorios ecológicos como bolsas o envases reutilizables para la comida. Deja los envoltorios en casa y podrás olvidarte de las dificultades que has tenido que pasar desenvolviendo tus tentempiés favoritos en mitad del frío o en plena tormenta de nieve, viento o lluvia. Sobre todo cuando tienes las manos congeladas, los guantes puestos y existe riesgo de que los envoltorios salgan volando.

Sendas sin basura, océanos sin bolsas de aperitivos y bosques sin cáscaras de plátano hacen la aventura mucho más agradable.

Utilizar artículos sostenibles y accesorios ecológicos

Los modos de ser sostenibles en nuestra vida cotidiana incluyen lo que nos ponemos cada día. ¿Con qué frecuencia, cuando vas a comprar ropa para escapadas al aire libre, te paras a pensar de qué está fabricada, cuál es su procedencia y su efecto en el medioambiente? Seguramente no muy a menudo. Pues deberíamos pensarlo, porque la ropa y los accesorios son grandes contribuyentes a la generación de residuos, y eso tiene que cambiar.

En BUFF® nos hemos adelantado y llevamos años empleando materiales reciclados para nuestros accesorios ecológicos. Como el CoolNet UV+® . Elaborado a partir de botellas de plástico recicladas, utilizamos el material de desecho que, de otro modo, hubiera tardado años en descomponerse. Es el accesorio prefecto para acompañarte en tus aventuras. Además de emplear botellas recicladas para su fabricación, todos los productos CoolNet UV+® eliminan el sudor de la piel y te mantienen fresco. Algunos incorporan capacidades de repelente de insectos, lo que evita que te molesten en tus escapadas al aire libre, al tiempo que te protegen del sol gracias a su factor UPF 50 integrado.

Elegir accesorios ecológicos como este es una de las maneras de ser sostenibles en nuestra vida cotidiana y en la naturaleza.

Medium-Adults Trekking Caps 2183

 

Pisa con cuidado y sigue las sendas

Salir a explorar la naturaleza debería ser siempre una aventura. Respetar las sendas establecidas puede parecer menos emocionante que seguir un camino propio. Pero ¿por qué debemos respetar estas sendas trazadas en los espacios naturales? Respetar las sendas establecidas protege los hábitats, la flora, la fauna y el suelo de la zona. Además, facilita la exploración de nuestros preciosos paisajes a personas de todas las condiciones, edades y capacidades.

Los voluntarios y las agencias medioambientales dedican mucho tiempo y esfuerzo a diseñar y mantener estas sendas. Utilizarlas no solo mejora nuestra aventura, también protege el entorno que visitamos. Ser sostenible con la naturaleza no solo consiste en utilizar ropa y accesorios respetuosos con el medioambiente. Se trata de ser más conscientes del impacto que ejercemos en general sobre nuestros lugares favoritos.
Donde no haya vías trazadas y el camino esté señalizado solo con marcas, pisa con cuidado y sigue el trayecto que se ha ido marcando por el uso. ¡Así tampoco te perderás! ¿Te imaginas lo destruidas que podrían estar las montañas más populares si no hubiera rutas marcadas? La belleza del entorno no sería la misma y la erosión resultaría devastadora.

Viaja con inteligencia y deja atrás las emisiones

Pensando en las diferentes formas de ser sostenible en la vida cotidiana ¿por qué no plantearse la manera de viajar? Empezando por los desplazamientos diarios y por cómo cubrimos las pequeñas y medias distancias. ¿Qué puedes cambiar?
¿Por qué no ir al trabajo en bici? Salir antes de casa e ir caminando en lugar de en vehículo propio si vives cerca es una magnífica manera de empezar el día; tomar aire fresco y hacer algo de ejercicio antes de llegar a la oficina. Si requiere demasiado esfuerzo, compartir coche o utilizar el transporte público son alternativas perfectas. Reducir el número de vehículos en la carretera reduce las emisiones y purifica el aire que respiramos. ¿No sería estupendo empezar el día sin atascos?
Pues apliquemos esto mismo a nuestras escapadas naturales. ¿Por qué no llegar en bici al inicio de la ruta o a la playa? Compartir el coche con amigos es ideal, al final, ¿a quién no le gustan los viajes bien acompañado por carretera? Cuando haya transporte público disponible, utilízalo. Obviamente, tendrás que esperar un rato el autobús o el tren de vuelta a casa, pero siempre habrá un bar o una cafetería cerca para amenizar esa espera disfrutando del ambiente.

Convertirse en una persona sostenible puede requerir un gran esfuerzo pero nuestros cuatro consejos son fáciles de aplicar e incluso pueden ahorrarte dinero. Si ese no es un argumento suficientemente motivador (junto con salvar el planeta), ya no sabemos cuál puede serlo. Desde accesorios respetuosos con el medioambiente a decisiones más conscientes, el mundo, en su conjunto, debe cambiar. En BUFF® damos la bienvenida al cambio con los brazos abiertos y hemos trazado nuestro propio camino hacia una mayor sostenibilidad. Esperamos haber resultado lo suficientemente inspiradores para que te animes a unirte a nuestra aventura.